sábado, 8 de agosto de 2009

Michael Jackson





Dicen que era adicto a los fármacos. Dicen que usaba el nombre de Jack London para comprar sus fármacos. Dicen que además tenía muchas personalidades. Dicen que nació negro y decidió hacerse blanco. Dicen que tenía más de 25 operaciones sin quedar satisfecho. Dicen que Alfredo Palacios era su diseñador de imagen. Dicen que, como Pinocho, odiaba su nariz. Dicen que por su nariz, amaba a Pinocho. Dicen que, como Nicole Kidman, ganó por una nariz. Dicen que adoraba a Elvis, que se casó con su hija para poseerlo un poco. Dicen que adoraba a los Beatles, que compró su música para también poseerlos. Dicen que Paul McCartney se peleo con él. Dicen que él le contestó business are business. Dicen que Paul McCartney se reconcilió él. Dicen que era el menor de cinco hermanos. Dicen que su padre abusaba de él por talentoso. Dicen que no le dejó nada en el testamento. Dicen que cantaba como los ángeles. Dicen que le gustaban los ángeles, los de Charlie y Mi pobre angelito. Dicen que bailaba aun mejor. Dicen que el paso moonwalk se lo enseñó Resortes. Dicen que usaba calcetines blancos para que le miraran los pies. Dicen que no caminaba, se deslizaba. Dicen que seguirá caminando en la luna. Dicen que vivía en la luna. Dicen que se hacía el lunático. Dicen que es el mayor best-seller de la música. Dicen que tenía sensibilidad de vedette. Dicen que era tímido. Dicen que ésta es la quincuagésima vez que se muere. Dicen que se negó a crecer. Dicen que vivía en un paraíso de niños, como el de Nuncajamás. Dicen que tuvo tres hijos y un chimpancé. Dicen que bebía biberón con ellos, rodeados de peluches. Dicen que el chimpancé dormía en una cuna junto a su cama. Dicen que los niños le gustaban por imberbes. Dicen que se ocultaba de las miradas. Dicen que tenía su casa llena de espejos. Dicen que su madre y una de sus esposas y Diana Ross se pelearán por la custodia de sus hijos. Dicen que el dinero no le importaba. Dicen que tenía una fortuna de mil millones de dólares. Dicen que gastaba más de lo que tenía. Dicen que gastaba en excentricidades, que quiso comprar el esqueleto del Hombre Elefante y la moto de Diego Luna en Mister Lonely. Dicen que debía 500 millones de dólares. Dicen que daría 50 conciertos. Dicen que bailaba, bailaba, bailaba. Dicen que sus productores tienen 100 horas de sus ensayos en video. Dicen que en el fondo le daba güeva tanto concierto. Dicen que seguirán vendiendo y viviendo de su muerte. Dicen que Madonna lloró con su partida. Dicen Donna Summer, Steven Spielberg y Barack Obama lloraron por su partida. Dicen que fue el amor secreto de Elizabeth Taylor. Dicen que adoraba a Marlon Brando. Dicen que Marlon Brando lo adoraba. Dicen que era anoréxico, que pesaba 51 kilos. Dicen que hacía sólo una comida al día. Dicen que su último almuerzo fue una ensalada de pollo. Dicen que KFC bautizará con su nombre a su ensalada de pollo. Dicen que vivía rodeado de pelucas. Dicen que no sólo cambió de color. Dicen que cuando dejó de ser Testigo de Jehová también se cambió el nombre. Dicen que bebía café turco con Cat Stevens. Dicen que se reconstruyó muchas veces. Dicen que nunca existió. Dicen que Walt Disney lo inventó. Dicen que era tan sensible que se le rompió el corazón. Dicen que se lavaba el estómago por fuera y por dentro. “Dicen que por las noches nomás se le iba en puro llorar. Dicen que no comía nomás se le iba en puro tomar.” Dicen que quiso grabar Cucurrucucu paloma en versión pop. Dicen que la nana Rwaramba era quien realmente cantaba sus canciones. Dicen que la ciudad de Los Ángeles también tiene una partida secreta para exequias de reyes. Dicen que era el Rey del Pop. Dicen que tuvo funeral de olimpiada. Dicen que le dio un soponcio. Dicen que su vida fue un verdadero thriller. Dicen que siempre fue inocente. Dicen que le gustaban los inocentes. Dicen que fue el Rimbaud de la música. Dicen que su música prendía. Dicen que nunca dejó de ser negrito. Dicen que dormía poco. Dicen que dormía en una cámara hiperbárica. Dicen que los dolores lo tenían insomne. Dicen que bebía y se inyectaba Valium, Demerol, morfina y otras fantasías. Dicen que nadie podía negarle nada. Dicen que sigue girando en la rueda de la fortuna de Neverland. Dicen que tenía una rosa encendida en su interior, como la llama dentro de una lámpara, tan frágil que una brisa pudo apagarla. Dicen que no murió, que sólo apagó la luz para seguir siendo él en la oscuridad.


____________________

Rodolfo Naró, poeta y narrador mexicano, su libro reciente es El orden infinito, finalista del Premio Planeta de Novela 2006. wwww.rodolfonaro.com
Imagen en contexto original / Trailer de Mister Lonely
Fotograma de la película "Mister Lonely", de Harmony Korine. Diego Luna interpreta a un personaje que se cree Michael Jackson.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Hace tiempo ya habia leido esta Chueca y me gusto, algo distinto a todo lo que se escribio de ese señor despues de que fallecio.

No hubo necesidad de alabarlo tanto como otros autores, noticieros y programas amarillistas lo hicieron.

Gatita...

Rodolfo Naró dijo...

Hola Gatita:
sí, seguramente la habías leido en el periódico Aguas de Aguascalientes. Quise escribir sobre Michael Jackson desde el chisme, un tanto como fue su vida y ahora su muerte. Todo mundo opina.
Gracias por tu comentario,
saludos,
Naró

Reign dijo...

Ahh, extrañaba ésta columna!

Saludos desde Múnich :)

Andrea.

Rodolfo Naró dijo...

Hola Andrea,
¿ya te leíste en mi nueva chueca?
saludos y besos hasta Munich,
Naró

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails